domingo, 28 de febrero de 2016

Hola, hola!!!


Cuanto tiempo sin actualizar!!

Llevo un par de meses de locura familiar y laboral que ya ya. 
En el trabajo me presenté a una promoción interna y fui seleccionada,  así que aunque mi cometido sigue siendo más o menos el mismo, al menos mi situación mejora porque tengo mucho menos trato telefónico con el cliente, lo que, después de 15 años, es una bendición.

Debido a un pequeño accidente de mi marido, con una lesión pequeña y muy tonta que acabó en el quirófano. lleva un tiempito sin poder colaborar en casa y no me queda mucho rato para trastear en internet. Tengo todo un poco abandonado. No he participado en el reto de enero y febrero (que ni siquiera sé cual era) pero sí que he sacado algunos momentos para hacer alguna cosilla. 

En fin, me centro... Este mes, febrero, era el mes del amor... y pensando en ello, en San Valentín, que mejor que hacer alguna cosita relacionada con ese sentimiento.  Decidí trabajar en algo para mis niñas utilizando alguno de los últimos productos que he comprado. 

Lo primero, los materiales. Una imagen que compré en la feria DIY especial para transfer, con unos gatitos, flores y la palabra amor, que es la que nos ocupa, un retal de madera de los que van sobrando de otros trabajos - ya pintado con chalk paint blanca - y gel para transferencia de la marca Vallejo. 


Se impregna la zona de la tabla donde se situará la imagen con el gel y se deja secar el tiempo recomendado por la marca.


Después pasamos  una esponja húmeda por toda la superficia y se frota la imagen suavemente con el dedo, poco a poco notaremos que se hacen bolitas de pulpa que iremos retirando  para que la imagen se vaya liberando. 


Aproveché los colgadores de otro perchero que se me rompió hace poco.


Un par de tornillos con las cabezas pintadas de negro y listo para cumplir su misión.


Y hasta aquí mi pequeñez de hoy. Nos vemos muy pronto.