jueves, 24 de abril de 2008

Mesilla de noche






A finales de mayo hará 2 años que compré una casita con jardín en Avila para ir los fines de semana, y entre los muebles q dejó el vendedor conservamos unos cabeceros castellanos, un espejo y una mesilla, aparte de 2 sillas muy curiosas (pondré la foto cuando se la haga) son de un tono muy oscuro y aunque me gustan los ambientes rústicos el color no me iba mucho. Ahora estamos vendiendo la casa nosotros, hemos decidido buscar eso mismo que ahora tenemos en Avila en Madrid y me da pena dejarlo allí porque sé que los compradores acabarán haciendo una barbacoa con los muebles. Así que me los traje a Madrid (ahora sí que ya no cabemos en casa) De momento empecé a trabajar con la mesilla, puede que le de un aire provenzal en un tono muy claro o por el contrario la pinte de negro y la retoque con el papel de cebra y se la quede mi hermano. Hasta ahora solo le dí una imprimación blanca. Pinto pinto colorito...

No hay comentarios: